Historias de Comunidad Terapéutica.

La llegada
Cuando las familias ingresan a tratamiento, la confianza está quebrada, se repiten discursos de esperanza y buenos deseos para el hijo/a qué vivenciara la Contención Plena pero en realidad es el miedo el que domina la situación.
Un miedo consciente fundado en hechos repetidos durante muchos años y otro inconsciente que no sabe cómo vincularse sin tóxicos.

Estructura familiar
En la dinámica familiar observamos cómo síntoma la facilidad de un miembro ( usuario para referencia) de generar un escenario de consumo de drogas de manera repetitiva aunque en su decir ya no lo quiera y con la misma condición la reacción de la familia. Es decir que se genera una doble repetición una la del usuario y otra la dinámica familiar.

En esta ecuación siempre el consumidor es el que aparece cómo «el villano» arruinando todo.

Anatomía de las células Familiares.
Las células cuando se quedan sin oxígeno comienzan a acidificarse y enferman, poco a poco buscan tomar energía de la de al lado desgastándola hasta enfermarla también
Con el correr del tiempo se genera una escena familiar recurrente, si bien cada una construye la suya hay estereotipos que van cobrando fuerza. Por ejemplo, después de un consumo agresivo de cocaína de varios días sin noticias y con teléfonos apagados viene una intervención en clínica psiquiátrica con terapeutas varios para acompañar la desintoxicación.
Este es un relato usual de familias de distintas provincias del país, es una posibilidad que se vuelve «aplicación» con funciones y actualizaciones periódicas, varían los esquemas
farmacológicos, el confort de las clínicas pero la trama emocional está cristalizada.
El objetivo de este texto no es juzgar las intervenciones sino invitar a pensar las cosas de nuevo; durante todo este tiempo la familia funcionó con ese esquema, uno consume el resto asiste, ayuda,contiene; o en un extremo opuesto uno consume y el resto se distancia. Por lo tanto,en ningún caso hay espacio para un vínculo saludable,amoroso, presente,confiable, adulto.

Y ahora qué….?
Conocemos familias muy acostumbradas a lidiar con escenarios hostiles durante años,
dramáticos acontecimientos fueron tiñendo la vida cotidiana templando un carácter
familiar.
Lamentablemente vemos qué no están preparadas para lo que vienen a buscar y cuando
se ilumina una puerta hacia un nuevo escenario aparecen resistencias. Tantos años así
llevaron a los miembros del sistema a ajustarse de la mejor manera, cada uno vivió el
síntoma a su forma; el usuario con sus drogas.

Cuidado con lo que deseas.
Si hay algo que escuchamos en boca de todos es » lo qué más deseo es que deje de
consumir» ; cuando avanzamos en el tratamiento y nos va bien, o sea que logramos
abstinencia para comenzar el proceso consciente ; observamos que la familia seguirá
vinculándose con el diseño anterior, seguirá viendo porque no está preparada , estuvieron tantos años acostumbradas a las mentiras, los engaños, los silencios y las
frustraciones, que ahora deberán desaprender y comenzar a disfrutar esta oportunidad.

El Mensajero
El usuario/a trae un mensaje para el sistema familiar, lo hace consumiendo, de la manera que puede, pero lo sigue haciendo cuando ingresa a tratamiento, es necesario que todo cambie, claro que deteniendo el consumo y encontrando otra forma de placer la manera de ver el mundo es otra, el desafío para la familia es poder abrazar al mensajero reconociendo el amor de su misión para todo el clan.
Sólo así se detendrá la novela familiar, las repeticiones, las viejas lealtades y el drama.
Dejando espacio para reencontrarse.

Espacio para Re Nacer en familia.
Gracias por enseñarnos tanto.🙏
Feliz 2020🦎